Ascenso y caída de Wilfredo López, el defenestrado alcalde sandinista de Rivas
  • Multimedia

    Ascenso y caída de Wilfredo López, el defenestrado alcalde sandinista de Rivas

    Ulises y Odette | Septiembre 09, 2022

    Multimedia | Ascenso y caída de Wilfredo López, el defenestrado alcalde sandinista de Rivas
    Ascenso y caída de Wilfredo López, el defenestrado alcalde sandinista de Rivas

    Ascenso y caída de Wilfredo López, el defenestrado alcalde sandinista de Rivas

    Wilfredo López permaneció en la silla edilicia a lo largo de 14 años, hasta que en el mes de julio del 2022, pocos meses antes de concluir su tercer periodo, su trono se derrumbó junto a sus más cercanos colaboradores en medio de acusaciones de corrupción, pero su gestión municipal venía dando visos de falta de transparencia desde que asumió su primer periodo.

    Ulises y Odette

    Wilfredo Gerardo López Hernández siempre brindó lealtad absoluta a Daniel Ortega dentro de las filas del partido sandinista. Gracias a su fiel alineamiento se fue ganando el favor del dictador, quien, en 2008, lo ungió como candidato a la alcaldía del municipio de Rivas.  Desde entonces permaneció en la silla edilicia a lo largo de 14 años, hasta que en el mes de julio del 2022, pocos meses antes de concluir su tercer periodo, su trono se derrumbó en medio de acusaciones de corrupción, pero su gestión municipal venía dando visos de falta de transparencia desde que asumió su primer periodo. El alcalde cayó junto a sus más cercanos colaboradores. En esta crónica Onda Local relata su trayectoria edilicia y otros aspectos de su vida.

    ***

    En enero del 2007 Daniel Ortega regresó al poder después de 16 años de gobiernos neoliberales, lo consiguió luego de reformas a la medida de la Ley Electoral y tras unas cuestionadas elecciones generales celebradas el 5 de noviembre del 2006.  Retomado el poder, el Frente Sandinista afiló todos los fierros con el fin de arrebatarle a la oposición la mayor cantidad de alcaldías posibles en las elecciones municipales programadas para noviembre del 2008. Ese año el FSLN se hizo con 105 de las 153 alcaldías, después de haber tenido a cargo 87 municipalidades durante el periodo anterior.

    La llegada de López a la alcaldía

    La historia de Wilfredo López frente a la Alcaldía de Rivas inicia ahí, tras las votaciones del 9 noviembre del 2008, cuando el Poder Electoral dirigido por Roberto Rivas le asignó la comuna rivense. López se acomodó en la silla edilicia a partir del 14 de enero del 2009, fecha en que se realizó el acto de toma de posesión.  

    Las municipales del 2008 estuvieron plagadas de irregularidades. Cabe recordar que el Consejo Supremo Electoral (CSE), se negó a acreditar a observadores tanto nacionales como internacionales y además nunca publicó los resultados definitivos oficiales.  Tras las votaciones, proliferaron las denuncias de fraude. Diversas voces de la oposición y otros sectores como empresariales y religiosos, calificaron el proceso de viciado e ilegitimo.

    Sin embargo, los reclamos no tuvieron eco y el FSLN asumió las 105 alcaldías municipales, una de ellas la del municipio de Rivas, que era una plaza liberal, pero que en lo sucesivo estaría en manos de Wilfredo López quien se estrenaba como alcalde de la ciudad de los mangos.

    El segundo y tercer periodo

    Transcurrido el periodo edilicio 2009-2012, llegó la hora realizar nuevos comicios municipales para el periodo 2013-2017. Las votaciones se realizaron el 4 de noviembre del 2012, esta vez el FSLN se autoproclamó ganador de 127 de las 153 alcaldías. Entre estas 15 de las 16 cabeceras departamentales, las plazas políticas más importantes. La de Rivas, nuevamente le fue asignada a López por parte del CSE.

    Estas elecciones fueron marcadas por el abstencionismo el cual se estimó en ese momento en un 55% de acuerdo a la organización Ética y Transparencia.

    López continuó frente a la alcaldía luego de las municipales del 2017. El CSE sandinista, le reasignó nuevamente la municipalidad rivense, acumulando así, en tres periodos consecutivos, un total de 14 años como la máxima autoridad municipal en Rivas.

    Desde que retomó el poder, Daniel Ortega aplicó en las municipalidades una suerte de relección perpetua, similar a la que él se auto recetó reformando las leyes. Actualmente hay más de 40 alcaldes que han estado consecutivamente frente a las alcaldías hasta por tres o cuatro periodos. Con esta práctica el dictador ha beneficiado a los alcaldes más fieles a sus ideas.

    El exalcalde Rivense se coló y escaló en el partido sandinista gracias a su padre, Wilfredo López Palma, un dirigente sandinista que se destacó como figura política rivense en los primeros años de la Revolución Sandinista. Durante los años 80 estuvo al frente de la vicepresidencia departamental de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos (UNAG). López Palma también fue vicepresidente de la cooperativa de Servicios Múltiples Productores Agropecuarios de Rivas a mediados de los años 90.

    En lo sucesivo, se resaltan episodios poco transparentes que han salido a luz a lo largo de la gestión edilicia del ahora defenestrado alcalde.

    López entró con la escoba

    Wilfredo López inició su primer periodo el 14 de enero del 2009. Entró a sustituir al entonces alcalde liberal René Martínez Somoza, quien estuvo frente a la comuna rivense durante el periodo 2004-2008.  Martínez, hoy por hoy, es un prominente simpatizante sandinista.

    El nuevo alcalde de Rivas llegó a las instalaciones de la alcaldía con la escoba y de inmediato empezó a barrer. El 21 de enero entregó 20 cartas de despido fechadas el 16 de ese mes, es decir las cartas fueron redactadas solo 2 días después de haber asumido.

    De acuerdo a una nota publicada el 22 de enero del 2009 en El Nuevo Diario, la carta entregada a los 20 trabajadores, señalaba que estos despidos eran parte de un plan de reestructuración y reorganización institucional en la alcaldía y que por ello se rescindía de los servicios de conformidad con lo establecido en la Ley 476 o Ley de Servicio Civil y Carrera Administrativa.

    Sin embargo, los trabajadores despedidos adujeron en ese momento que los despidos eran ilegales y que el nuevo alcalde estaba violentando la Ley 502 o Ley de Carrera Administrativa Municipal y el Fuero Sindical y solicitaron su reintegro. De acuerdo a la nota periodística citada, el alcalde habría respondido que no se podía dar el lujo de contratar supernumerarios y que más bien los corridos podrían llegar a 30.

    Luego, en diciembre del 2009 trabajadores de la comuna rivense, agremiados en el sindicato “Fausto Vasconcelos”, denunciaron que el alcalde se negaba a cumplir un convenio colectivo suscrito con ellos meses atrás, en el que este se comprometió a aprobar un incremento salarial del 20% a más de 150 trabajadores que ganaban menos de 4mil córdobas. En esa ocasión los trabajadores también denunciaron que a los jefes de áreas se les había incrementado el salario hasta en 16mil córdobas.

    Esposa e hija arrestadas por robo en EE.UU.

    Mientras López hacía de las suyas frente a la alcaldía de Rivas, su esposa e hija lo hacían en La Florida, Estados Unidos.

    Anabell Barrios y Ana Valeska López Barrios, esposa e hija respectivamente, del alcalde rivense, fueron arrestadas el 22 de marzo del 2009 en la ciudad de Davie, condado de Broward, en La Florida, Estados Unidos. Ambas fueron acusadas de robo en una tienda.

    De acuerdo a un artículo publicado el 25 de marzo de ese año en el diario La Prensa, las indiciadas “fueron capturadas in fraganti por la Policía cuando cometían hurto en una tienda”. El reporte periodístico relata también que ambas permanecieron en la cárcel Paul Rein Detention Facility en Pompano Beach, Florida, hasta que un juez del Distrito 17 del condado de Broward estableció una fianza de mil dólares por cada una.

    En ese momento, según consta en el artículo de La Prensa, la Policía de Davie asignó a Valeska el número de detenida 550900402, mientras que su madre cargó con el número de presidiaria 550900403.

    La Prensa relata que, al consultar al alcalde rivense sobre la situación de su esposa e hija, este negó que estuvieran detenidas en Estados Unidos pero que desconocía donde se encontraban.

    Según La Prensa, “el juez de la Corte Central del Condado de Broward tipificó el delito como felonía, una de las acusaciones más graves en Estados Unidos”.

    Abuso de poder y cuestionamientos con solo un año como alcalde

    En lo sucesivo López se tomó muy a pecho el poder del que fue investido y fue más allá de lo que la ley le permitía. A inicios del 2010, anuló el procedimiento legal de someter a licitación la ejecución del 90% del Plan de Inversión Anual, cuyo presupuesto ascendía ese año a 30 millones 56 mil 403 córdobas, el que incluía la adquisición de bienes y servicios, así como la construcción de obras públicas.

    De acuerdo a publicaciones periodísticas, en ese momento López tuvo el respaldo del Concejo Municipal, solamente la concejal liberal Rosa Argentina López Prado se opuso, lo que le daba la potestad de decidir a discreción, directamente y sin ningún obstáculo, a que compañía o empresa contratar para la realización de obras municipales o a quien comprarle bienes y servicios que la alcaldía necesitaba.

    López Prado, en declaraciones al extinto El Nuevo Diario, manifestó en ese momento que la decisión de descartar los procesos de licitación generaba menos transparencia en le ejecución presupuestaria, porque limitaba la participación de empresas oferentes y daba lugar a favorecer a allegados de López y a empresarios de la línea del partido de gobierno, pero también allanaba el camino para la creación de nuevas empresas bajo el respaldo del tráfico de influencias.

    Más irregularidades en el primer periodo

    Posteriormente, en julio de ese mismo año, miembros del Concejo Municipal, a través de una carta, demandaron al alcalde realizar el cabildo ordinario que según la Ley 40, Ley de Municipios, debía realizarse entre los primeros dos meses del año. “Demandamos que el ejercicio de los cabildos se ejecute y se cumpla con el derecho de acceso a la información” decía en parte la misiva.

    La concejal por el partido Alianza Liberal Nicaragüense (ALN), Geraldine Núñez, denunció ante medios de comunicación, que hasta esa fecha, el área administrativa y financiera de la municipalidad no había presentado el primer informe financiero trimestral, para evaluar los ingresos y egresos.

    “El rio suena” también en el segundo periodo

    Periodo 2012-2017. Wilfredo López repite como alcalde. Al llegar al cuarto año de este segundo mandato, la Contraloría General de la República (CGR), detecta irregularidades administrativas a través de una autoría especial practicada a la Alcaldía de Rivas, el periodo auditado corresponde a los meses de enero a diciembre del año 2016. El informe de la auditoria emitido el 19 de septiembre del 2017, determinó responsabilidad administrativa para el alcalde Wilfredo Gerardo López Hernández y para director administrativo financiero, Pedro José Aburto Padilla, ya que ambos autorizaron y se pagaron vacaciones injustificadas durante el primer semestre de ese año por la suma de C$261,270.90.

    El informe señala que al revisar el rubro de gastos de personal, “se comprobó que se realizaron pagos en concepto de vacaciones correspondientes al primer semestre del año dos mil dieciséis, a favor del personal activo de la municipalidad, en este caso a favor del alcalde, vice alcaldesa, secretario del Consejo y algunos responsables administrativos de la alcaldía auditada, tomando como justificación que los servidores públicos beneficiados, tienen tareas específicas las cuales son indelegables; cuando legalmente el pago de vacaciones procede únicamente cuando se cancela el nombramiento de trabajo, según lo establecido en el artículo 44 de la Ley No. 502, Ley de Carrera Administrativa Municipal”.

    El mismo informe advierte además que se incumplió con los procedimientos de la Ley No. 801, Ley de Contrataciones Administrativas Municipales, en algunos procesos de contratación, bajo la modalidad de compras por cotización de menor cuantía, “las invitaciones carecen de la firma de recibido de los proveedores y del responsable de adquisiciones; y los proveedores que participaron no fueron notificados con relación al oferente ganador”, refiere el informe.  

    Por la responsabilidad administrativa encontrada, la CGR, impuso al alcalde y a su director administrativo financiero, “una multa equivalente a dos meses de salario a favor del tesoro municipal”, los funcionarios señalados apelaron la resolución de la contraloría, pero esta declaró “no ha lugar” dicha apelación.

    Otras resoluciones publicadas por la CGR, revelan más irregularidades, por ejemplo, entre 2017 y 2019, esta instancia fiscalizadora determinó que la Alcaldía de Rivas, no cumplió con enviar la documentación reglamentaria correspondiente sobre los procesos de contrataciones con montos superiores a los 500mil córdobas, también encontró “omisión de controles” en los registros de ingresos de la comuna y se determinó que algunos proyectos ejecutados carecen de informes de supervisión.

    Otras irregularidades encontradas fueron: la falta de registro y control por parte del servidor responsable del pago de ayudas sociales a personas, así como “transferencias corrientes no registradas en el Informe de Cierre de Ingresos y Egresos”.

    Vásquez: “Una administración plagada de irregularidades”

    Josué Vásquez fue miembro del Concejo Municipal de la alcaldía de Rivas por el Partido Liberal Independiente (PLI), en el periodo 2012-2017, es decir, durante el segundo mandato de Wilfredo López.  

    Vásquez recuerda que desde que entró a la comuna, se tropezó con una serie de irregularidades que eran ya costumbre de la gestión de López, “fue una batalla grande porque encontrábamos irregularidades en lo que se destinaba para cada proyecto (…) nosotros no estábamos de acuerdo con los montos que se establecían para equis proyecto porque los mirábamos exorbitantes” asegura Vásquez.

    “A pesar de que los concejales opositores éramos minoría, le hacíamos ver a la plana mayor del orteguismo la sinvergüenzada del alcalde” afirma el exconcejal liberal.

    El Concejo Municipal de Rivas en el periodo referido estaba conformado por 20 concejales sandinistas y 6 de dos partidos de oposición, siendo estos 4 del PLI y 2 del PLC. En total 26 concejales propietarios con sus respetivos suplentes. Así constan en La Gaceta, Diario Oficial, No. 242 del jueves 22 de noviembre de 2012.

    Otra irregularidad es que no se estaban realizando los cabildos que la ley manda, pero esta práctica empezó a generalizarse en la mayoría de alcaldías sandinistas desde el año 2017.

    El artículo 36 de la Ley de Municipios establece que “en cada municipio se convocarán los Cabildos Municipales, que son asambleas integradas por los pobladores de cada Municipio, quienes participarán en los mismos, sin impedimento alguno, de manera libre y voluntaria para conocer, criticar constructivamente y contribuir con la gestión municipal”.

    Un experto en municipalismo consultado por Onda Local, aseguró que desde el 2018 los alcaldes oficialistas no están realizando los cabildos.

    Por otro lado Vásquez indicó que otra irregularidad era la contratación de personal supernumerario, una práctica para premiar a fanáticos del partido y allegados al alcalde tras las votaciones, “después que pasaban las elecciones ellos aumentaban el personal tanto en la municipalidad como en diferentes áreas, mirábamos que había más gasto administrativo que inversión en proyecto” refiere Vásquez quien además asegura que estas contrataciones eran el pago a seguidores por hacer servilismo.

    Ejecución de proyectos sin licitar

    Una de las mayores anomalías de las que Vásquez fue testigo, fue la eliminación del proceso de licitación para la ejecución de proyectos. El exconcejal opositor asegura que López había eliminado este procedimiento desde el periodo anterior, y lo continuó haciendo así a lo largo del segundo periodo.

    “Desde que llegamos notamos que no se hacía el proceso de licitación de los proyectos, él tenía que presentarnos por lo menos tres licitaciones. La ley decía que si íbamos a adoquinar 300 metros de calle él tenía que mandarla a licitar”, explica el exmiembro del Concejo rivense, quien además asegura que López “se amarraba” con empresas de allegados para beneficio mutuo. “Ahí había una gran corrupción” asevera. Sin embargo, Vásquez no especificó nombres de las supuestas empresas beneficiadas.

    La Ley de Contrataciones Municipales establece las normas y procedimientos para regular las adquisiciones y contrataciones de obras, bienes y servicios, así como la construcción de obras públicas, que en el ejercicio de sus competencias lleve a cabo la municipalidad, de igual forma la Ley de Municipios o Ley 40, en su artículo 28, inciso 8, establece que son atribuciones del Concejo Municipal “autorizar y supervisar los proyectos de inversión pública a ser ejecutados en el municipio y tomar las acciones legales pertinentes en la defensa del patrimonio e intereses del municipio”.

    El experto municipalista consultado recordó de acuerdo a lo establecido por el marco jurídico, el Concejo Municipal es la máxima autoridad administrativa, pues “la ley establece que el alcalde está llamado a acatar y ejecutar las normativas y los lineamientos que salen del Concejo Municipal, sin embargo advirtió que con la consolidación de la dictadura, muchos alcaldes sandinistas han tenido vía libre para hacer y deshacer a su antojo, “en la práctica los concejales son de segunda y el alcalde es el que tiene la total potestad para hacer todo” aseguró.

    El artículo 25 de la Ley de Municipios estatuye que “La máxima autoridad normativa del gobierno local es el Concejo Municipal, quien será el encargado de establecer las directrices fundamentales de la gestión municipal en los asuntos económicos, políticos, sociales y ambientales del Municipio, el que podrá convocarse en Concejo Municipal Ampliado, cuando así lo demanden las circunstancias y necesidades”.

    Materiales de segunda con precios de primera

    A criterio de Vásquez las obras públicas que realizaba la Alcaldía de Rivas se veían afectadas en su calidad y duración por la misma corrupción que imperaba en la municipalidad. El exconcejal relató que “el material que nos reportaban en el presupuesto no era el material que llegaba al proyecto final, por ejemplo, el adoquín que nos ponían era del más caro pero cuando llegábamos a ver la obra era del más barato.” Agregó que por tal razón “la calidad de la obra era malísima, los adoquine en cierto momento se hundían porque había una malversación de esa compra de material”.

    Mercado Municipal el eterno problema de los rivenses

    Como ejemplo de la mala gestión, Vásquez se refirió al Mercado Municipal de Rivas, “lo han reparado muchas veces, justamente hace poco los transportistas solicitaron que se repare un hueco que se forma en el mercado y desde que estábamos nosotros ya estaba destruido y el problema persiste”.

    Vásquez también reveló que en el caso de la construcción de la rotonda de Rivas, se había presupuestado cerca de 800 mil córdobas, “cuando nosotros reclamamos se logró que se bajara a 600 mil”. Agregó que en otra ocasión se habían destinado 500 mil córdobas para reparar un hueco que estaba cerca de las instalaciones de Radio Rumbos, sobre la carretera a San Jorge, “presupuestaban 500 mil y al final sólo 100 mil se gastaban” aseguró.

    Tercer periodo: la debacle de López

    Pese a las irregularidades encontradas en 2016, el partido de gobierno permitió que Wilfredo López se postulara nuevamente y “corriera” como candidato a la alcaldía de Rivas para el periodo 2017-2022. Asignándole así el CSE, la silla edilicia por un tercer periodo consecutivo.

    Sin embargo, López no pudo concluir este último periodo de gobierno municipal porque esta vez la escoba lo alcanzó a él y a varios de sus funcionarios.

    Entre los años 2018 a 2021, cualquier cosa que haya hecho el Wilfredo López con los recursos de la comuna pasó desapercibida, al menos ante la opinión pública, pues los reflectores mediáticos estuvieron enfocados, por un lado, en cómo se desarrollaban diversas situaciones del contexto sociopolítico que vivía el país, y por otro, el empeño de los medios oficialistas, en aparentar una falsa normalidad tras las protestas del 2018.

    Los medios propagandísticos de la dictadura se esmeraron en maquillar la realidad, y las noticias de los gobiernos locales más destacadas estaban enfocadas en resaltar eventos culturales, inauguración de proyectos, actividades turísticas, ferias, entre otras.

    Sin embargo, el año 2022 no inició pintando muy bien para el ahora exalcalde rivense. A cuenta gotas, a partir del mes de febrero, se fue filtrando información de la situación difícil que atravesaba el entonces alcalde, el que poco a poco fue arrinconado contra la pared, lo que en el lapso de 5 meses dio al traste con su “renuncia”.

    Fuentes ligadas al partido sandinistas en Rivas revelaron que el trasfondo de la “caída en desgracia” de López, no fueron precisamente los actos de corrupción que este habría cometido, pues ya antes el gobierno le había perdonado varias irregularidades, sino más bien rivalidades que se generaron y fueron escalando con el secretario político del FSLN en Rivas, Reymundo Membreño, mejor conocido como “Manotas”.

    El exconcejal liberal Josué Vásquez, desde el exilio confirmó a Onda Local, que López tenía conflictos con Membreño.

    “El secretario político siempre quiso controlar la municipalidad y eso fue lo que hizo que Wil López cayera en desgracia, porque él nunca quiso ser controlado por el secretario político del Frente”, aseguró Vázquez, quien a la vez agregó que: “desde hace rato se hablaba de que el secretario político lo quería quitar porque no obedecía lo que decía el partido”.

    Así inició el derrumbe de su poderío.

    En febrero la municipalidad fue intervenida por la Dirección de Investigaciones Económicas de la Policía y el Instituto de Fomento Municipal (INIFOM), y el alcalde fue suspendido de su cargo momentáneamente para ser investigado junto a otros diez trabajadores, según trascendió a través de fuentes ligadas a la misma alcaldía y al partido de gobierno en el municipio de Rivas.

    Posteriormente, El viernes 24 de junio por la noche, se conoció que la policía orteguista allanó la casa del edil rivense. De acuerdo a fuentes de la alcaldía, esa misma noche López habría sido trasladado a la Dirección de Auxilio Judicial para ser interrogado, sin embargo después trascendió que el implicado estaba retenido en la policía de Rivas.

    Las fuentes municipales revelaron que López habría sido trasladado a su casa, en Residencial Los Robles, en las afueras de Rivas, el domingo 23 de julio.  La residencia de López se ubica a 1.5 kilómetros al norte de la ciudad de Rivas sobre la carretera panamericana.

    Las mismas fuentes dijeron que durante el allanamiento a López le fueron decomisado tres vehículos además de otros bienes.

    Al respecto el exconcejal Liberal, Josué Vásquez que efectivamente a López “le confiscaron todo, le congelaran sus cuentas y hasta perdió la casa que tenía en el residencial Los Robles”.

    El exmiembro del concejo rivense dijo que en comunicación reciente con el también exconcejal, Manuel Lozano Portocarrero, quien recientemente optó también por el exilio, este le confirmó que Wilfredo López perdió hasta la casa, “Lozano me confirmó que le confiscaron todo y que se fue a vivir donde la mamá, quedó con una mano atrás y la otra adelante” aseguró Vásquez.  Lozano era concejal por el partido Ciudadanos por la Libertad (CxL), y según Vásquez este “acaba de renunciar porque no hacía nada allá.”

    La “renuncia” del alcalde y la vice alcaldesa

    Dos semanas después de que López fue puesto en libertad y dejado en su casa en Los Robles, el Concejo Municipal convocó a una sesión extraordinaria, durante la cual la secretaria de dicho concejo, Birmania Rueda, quien luego sería nombrada como la nueva vice alcaldesa, dio lectura a las cartas de renuncia del hasta ese momento alcalde, pero también de la vice alcaldesa Esperanza Núñez Tenorio. Dicha sesión se realizó el lunes 11 de julio por la tarde.

    Según Vásquez tanto el alcalde como la vicealcaldesa se recetaban cerca de 10 millones de córdobas para gastos discrecionales, “estábamos inconformes con el presupuesto que se le asignaba a la oficina del alcalde y a la oficina de la vicealcaldesa, casi eran 10 millones de córdobas que tenían a la disposición o a discrecionalidad; gastos excesivos de combustible, bebidas, entre otras cosas”, aseguró.

    Por otro lado, Vásquez barajó la hipótesis de que López pretendía salir de país, “para mí que él estaba preparando su salida de Nicaragua esa es una de las grandes hipótesis porque la corrupción la venía haciendo desde hace años, ese capital lo venía recogiendo desde hace años”.

     “La Esperancita era figura decorativa”

    “De la Esperancita no se dice mucho, porque además era como una figura decorativa en la alcaldía”, aseguró una fuente cercana a ella y conocedora de los movimientos en la municipalidad rivense, refiriéndose a Esperanza del Socorro Núñez Tenorio, la vice alcaldesa también defenestrada. “Sin embargo obviamente ella termina siendo cómplice porque nunca se opuso a todo lo que decidía el alcalde”, asegura la fuente que solicitó anonimato.

    Hija sale en defensa

    Luego del escándalo que concluyó con la destitución de López Hernández y Núñez Tenorio, la hija de esta última, María Esperanza Peña Núñez, deslindó de responsabilidad a su madre, aduciendo que su renuncia obedeció a motivos familiares. Peña Núñez es abogada y notaria.

    La hija de la ex vice alcaldesa, quien es abogada, transmitió un Facebook Live de 38 minutos de duración, el 17 de julio, seis días después de que se hiciera pública la renuncia de Esperanza Núñez.

    En la transmisión en vivo, que Peña Núñez hizo bajo el título “Renuncia de mi mamá de la vice alcaldía”, esta refiere que “Mi mamá ha decidido en este momento parar su responsabilidad, más no parar su trabajo partidario porque ella ha decidido continuar trabajando en el territorio, en los barrios, pero ya no con aquella intensidad de la vice alcaldía”.

    En clara alusión a las acusaciones de mal manejo de los fondos de proyectos municipales vertidas contra el alcalde y con el afán de desligar a su madre de las acusaciones, la abogada en su video explica que lo que tiene que ver con ejecución de proyectos no era competencia de la vice alcaldía, sino que “todo eso correspondía al alcalde”.  

    “Si ustedes se van a leer la Ley de Municipios, delimita las acciones de carácter social, no en el aspecto administrativo para la vice alcaldía; no correspondían nada de proyectos todo eso correspondía al alcalde. No le podemos dar atribuciones a la vicealcaldesa que no están en la ley y que le correspondía únicamente al alcalde” reiteró Núñez Peña.

    En la misma comunicación, la hija de la ex vice alcaldesa reconoce que cuando alguien es funcionario público está expuesto y debe adaptarse a lo que digan o quieran decir, sin embargo dijo que su madre ya no es funcionaria publica porque renunció y que por tanto puede abrir un proceso contra quien haga comentarios acusatorios contra ella.

    “Quiero aclarar que como mi mamá ya renunció y ya no es funcionario público, cualquier comentario, lo quiero solo advertir, yo sí puedo abrir cualquier proceso porque ya ella no es funcionaria pública y la persona que ose a hacerlo pues tiene que ir a demostrar a un proceso” sentenció.

    Si bien la ex vice alcaldesa no ha sido señalada directamente, en el informe de auditoria que hizo la CGR correspondiente al año 2016, en el que se establece responsabilidad administrativa contra el exalcalde y su director administrativo financiero, Pedro José Aburto Padilla; se deja claro que ella, el secretario del Consejo Municipal, así como algunos responsables administrativos fueron beneficiados con un pago de vacaciones no justificado por la suma global de doscientos sesenta y un mil doscientos setenta córdobas con noventa centavos. (C$261,270.90).

    Por otro lado el exconcejal Vásquez aseguró que durante el periodo que él fue miembro del Concejo Municipal, tanto la oficina del alcalde como de la vicealcaldesa recibían una partida de casi 10millones de córdobas que podían usar a discreción.

    “Si bien ha habido un relativo silencio alrededor de la señora Núñez, eso no la exime de responsabilidad, pues acompañó al alcalde como su vice a lo largo de los tres periodos, y aceptó sus decisiones. Si las acusaciones de malversación de fondos son verdaderas, tanto ella como todo el Concejo Municipal son cómplices”, razonó la fuente que conoció de cerca la gestión de López y Núñez.

    La trayectoria de Wilfredo López en el sandinismo

    Según el exconcejal liberal Josué Vásquez, el ahora exalcalde sandinista, antes de ser alcalde se escudaba bajo la sombra de su padre, Wilfredo López Palma, pero él no tenía ningún liderazgo ni desempeñaba un rol especifico dentro de las filas del partido.

    Relata que Wilfredo López padre, tuvo una suerte similar, pues este pasó de la ostentación a la quiebra, “él y toda su familia se fueron a la quiebra” aseguró. Vásquez agregó que el bienestar económico de Wilfredo López hijo, creció solo después de haber entrado a la alcaldía. “Antes no tenía ningún rol, él llegó por su papá Will López y por el apellido de su papá logró asumir” reiteró.

    Le gusta “remar” pero al parecer lo hace “en seco”

    El ahora exalcalde de Rivas, es fanático del remo.  Onda Local pudo constatar a través de documentos oficiales que el 15 agosto del 2011, Wilfredo López solicitó ante la Asamblea Nacional el otorgamiento de la Personería Jurídica para la constitución de dos asociaciones vinculadas a actividades turístico- deportivas. La Asociación De Remo del Departamento de Rivas, (AREDERI), y la Asociación de Canotaje del Departamento de Rivas (ACADERI). Ambas personerías le fueron otorgadas el 30 de noviembre, tres meses después de haber sido solicitadas, y publicadas en la Gaceta, diario oficial, del 19 de diciembre de ese mismo año. En ambas asociaciones, López aparece como presidente.

    En la exposición de motivos para la constitución de ambas asociaciones, se lee, entre otros argumentos, que estas promoverán y estimularán el desarrollo de ambas disciplinas en todo el departamento de Rivas y que además promoverán torneos anuales, así como programas de capacitación para la formación de atletas en estas disciplinas, los documentos refieren que estas asociaciones formarán atletas “para que representen al departamento de Rivas y a Nicaragua en Competencias departamentales, nacionales e internacionales”.

    Onda Local rastreó la asociación en la que según los documentos oficiales López es representante legal y presidente, sin embargo, no se encontró rastros de su funcionamiento.

    Consultamos con dos aficionados a las competencias de kayak en el departamento de Rivas, que han participado en tornes intermunicipales y ambos dijeron desconocer de la existencia de estas asociaciones.

    Durante los últimos años se han realizado eventos y torneos de botes de remo de pescadores del departamento de Rivas, pero estos han sido promovidos por la Federación Nicaragüense de Remo (FENIREMO), y apoyados por INTUR. En la isla de Ometepe se realizan en la temporada de verano, torneos anuales promovidos por la alcaldía de Moyogalpa, con el apoyo de la Fuerza Naval del Ejército.

    El último evento registrado en el departamento de Rivas, se denominó “Primer Torne de Juegos Acuáticos”, el que incluía además de competencias de botes de remos y kayak, pesca, y natación, se realizó en el municipio de Cárdenas el 13 de febrero de este año, pero fue organizado por la alcaldía de ese municipio en conjunto con el INTUR. Según consta en reportes de medios oficialistas, y las redes sociales de la Alcaldía de Cárdenas.

    ¿Cómo queda el exalcalde tras su dimisión?

    Hasta ahora se desconocen detalles sobre la suerte del exalcalde rivense dentro de las filas del partido sandinista tras su defenestración. Tampoco se sabe si volverá a ocupar otro cargo público. Aunque todo es incierto por ahora, no se descarta que reaparezca en el escenario político sandinista como ha ocurrido con otros funcionarios.

    Por otro lado, cuando solo faltan dos meses para los comicios municipales, en Rivas se  desconoce si Vilma Casanova y Birmania Rueda, quienes quedaron al frente de la comuna rivense tras la caída de López, serán las candidatas o si el partido prepara otra fórmula para que asuma las riendas del municipio tras unas votaciones que se ven venir sin ningún ápice de transparencia.

    Cabe señalar también que el ahora exalcalde de Rivas no es el único que ha caído en desgracia con la pareja dictatoria, ni el único que ha sido destituido. Desde que Ortega regreso al poder en 2007, cerca de 40 alcaldes han sido separados de sus funciones, la mayoría sin seguir los procedimientos que establece el marco jurídico.

    Te podría interesar