Baja en el precio del queso se ve difícil

 None

El queso, sobre todo el seco, se ha vuelto una comida de lujo en Nicaragua. • Foto: Caio

Más malas noticias para las y los consumidores de Nicaragua, no hay posibilidades de que el costo de la libra de queso baje, por ahora. 

Iván Acosta, ministro de Hacienda y Crédito Público de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo, afirmó el 31 de enero, a un medio de propaganda, que el encarecimiento de los productos derivados de la leche de vaca, está relacionada a un “mayor acopio para la exportación“. 

El queso es uno de los alimentos más consumidos en Nicaragua, hasta el 2022, cuando su costo por libra comenzó a elevarse. En los mercados y pulperías  una libra de queso seco se cotiza entre los 100 o 110 córdobas. 

Acosta afirmó que el acopio de leche a nivel industrial para la exportación ha mejorado y no ha quedado mucho para el mercado local. Señaló que el precio del mercado de exportación es atractivo y como solución al desequilibrio del mercado interno de queso pidió mejorar la producción de leche. 

El funcionario orteguista, resaltó que el precio del queso se verá influenciado por el periodo de verano, ya que es el momento en donde la producción de lácteos baja por falta de lluvia. “La capacidad de acopio ha mejorado, hay más producto industrial que el artesanal que se comercializa a nivel nacional, debe haber una mejor productividad, siendo una mejor oportunidad en el mercado para producir más leche, que se siga acopiando para exportar, y también abastecer el mercado local”, aseguró Acosta. 

El ministro orteguista ve positivo que los productos lácteos se exporten, ya que generaron 200 millones de dólares en 2022, pese al precio que pagan quienes consumen queso en el país.  

“Estamos claros que más de 200 millones son importantes para la economía nacional, y lo convierten en uno de los sectores más importantes si le sumamos los 700 millones de dólares en carne, en total suma U$900 millones, hablamos de una industria de casi el 40% de las exportaciones de comoditi, (materiales que se pueden vender) más bien veo positivo el comportamiento de la exportación, a pesar que hay una afectación en los precios de la demanda interna”, afirmó Acosta. 

En enero del año de 2022 el precio de la libra de queso llegó a valer 90 córdobas. Sin embargo, en febrero descendió a 60. La última reducción en el precio del queso fue a mitad de junio, cuando por pocos días, la libra costó 40 o 50 córdobas. 

Desde entonces, el precio de este alimento sigue subiendo. De hecho, el costo comenzó a elevarse en el apogeo del invierno, periodo cuando se supone que hay más producción de leche. 

Las organizaciones de defensa de las y los consumidores han denunciado que el elevado costo del queso se debe a la especulación de los intermediarios y piden al régimen intervenir para regular dicha situación. Hasta el momento, no ha habido ninguna acción para la población. 

Efecto de la reforma tributaria de 2019

El Banco Central de Nicaragua (BCN) asegura que Nicaragua cerró el 2022 con una inflación del 11%. El 2021 esa inflación fue del 7.5%, según datos del Instituto Nacional de Información de Desarrollo (Inide). 

La inflación se da cuando el precio de bienes de consumo, entre estos, los alimentos, suben de precio al mismo tiempo y como resultado la población está obligada a comprar menos.

En ese sentido, Rubén Arriola de Consultoría de Gestor al Consumidor, recordó que la génesis del alza en los alimentos en general comenzó con la reforma tributaria que aprobó la Asamblea Orteguista en marzo de 2019, cuando se  gravó con impuestos varios productos de la canasta básica y aumentó los impuestos para varios productos de importación entre ellos los insumos agrícolas. 

El experto explica que al subir el precio de los agroquímicos como los fertilizantes, tuvo un efecto en el precio de los lácteos y otros alimentos. 

Noticias | Baja en el precio del queso se ve difícil

Te podría interesar