Deportes | Con sabor agridulce finaliza el año para la Selección Nacional de fútbol

Con sabor agridulce finaliza el año para la Selección Nacional de fútbol

Bogdan

La selección de fútbol guatemalteca venció por marcador 3-1 a Nicaragua en partido amistoso disputado en el Dignity Health Sports Park en el estado de California
La selección de fútbol guatemalteca venció por marcador 3-1 a Nicaragua en partido amistoso disputado en el Dignity Health Sports Park en el estado de California

Foto: El Comercio Perú

La Azul y Blanco cayó derrotada ante la selección de fútbol guatemalteca en el Dignity Health Sports Park, casa de Los Ángeles Galaxy, club perteneciente a la MLS (Major League Soccer).

***

El marcador final del encuentro quedó con un 3-1, que reflejó la, ahora pequeña, pero todavía presente línea divisoria entre las selecciones de la zona de CONCACAF y nuestro fútbol.

Los goles por los chapines fueron marcados por Darwin Lom al minuto 45+3’ por la vía penal y él mismo se encargó de marcar el tercero para la causa guatemalteca al minuto 63’. Óscar Santiz con un gol de vestidor al 48’ también dijo presente en el marcador. Para la Azul y Blanco, el único tanto del encuentro fue marcado por el actual jugador del Diriangén, Jaime Moreno, al minuto 74’.

“El año histórico” llega a su final

Con todo, y a pesar de la derrota sufrida por Guatemala en la noche californiana de Los Ángeles, es más que innegable que el trabajo realizado por los jugadores, staff, y director técnico, provocó que, hasta el más incrédulo, comenzara a creer en lo que la selección nicaragüense de fútbol puede llegar a lograr.

El primer acto que generó alegría y confianza en la afición pinolera, fue la confirmación de que Nicaragua terminaría el 2022 como líder de su grupo en la Liga “B” de la CONCACAF Nations League.

Con 10 puntos, la Azul y Blanco buscará terminar como líder de su sector el próximo año y clasificar a la Liga “A”, cuando se enfrente en el Estadio Nacional a San Vicente y las Granadinas, y visite el Caribe para su desafío contra la selección de Trinidad y Tobago.

Luego, en septiembre, el país era “sacudido” por una noticia que nadie se esperaba. La selección tendría una gira en Europa para disputar dos partidos en los Países Bajos y la ciudad española de Lorca ¿Los contrincantes? Las selecciones de Suriname, y la mundialista Ghana.

En ambos encuentros, Nicaragua no pudo sacar la victoria, pero supo plantarse en el campo y sacó resultados que hace 15 años, ni pasaba por nuestros mejores sueños. Una derrota 2-1 ante Suriname, donde Josué Quijano marcó el único tanto pinolero al 88’, y un descalabro por la mínima, ante los ghaneses, quiénes están ubicados en el Grupo H de Qatar 2022 junto a Portugal, Corea del Sur y Uruguay.

Dos semanas después, ahora en la ciudad española de Marbella, en un amistoso a puertas cerradas y sin transmisión en señal abierta, Nicaragua disputaría un segundo amistoso con otra selección mundialista, esta vez con la anfitriona del certamen mundialista del presente año, Qatar.

2-1 quedaba el marcador final, y Nicaragua dejaba una buena impresión ante dos rivales de jerarquía mundial.

Un viaje a Teherán y un triunfo histórico

Como si todo lo mencionado anteriormente no fuese suficiente, el mes de noviembre fue la cereza de un pastel, que Nicaragua logró degustar con exquisitez.

El Azadi Soccer Field en Teherán, fue el escenario donde la Azul y Blanco disputó su tercer partido consecutivo contra un rival mundialista.

Esta vez, la República Islámica de Irán, ubicada en el grupo B de la Copa Mundial, disputaría un partido amistoso ante los pinoleros. En 90 minutos, el ataque iraní consiguió marcar solamente un gol ante Nicaragua. Lo que muchos pensaban que estos partidos terminarían en goleadas, en tres partidos, nuestra selección solamente recibió 4 goles, y marcó 1 tanto.

Después de una gira inolvidable en el supercontinente eurasiático, y a pesar de varios problemas en el viaje de retorno, la selección pinolera regresaba a casa para enfrentarse en el “Nacional” ante la selección de El Salvador.

Con un gol de penal a lo “Panenka”, Byron Bonilla en sus pies protagonizó el triunfo histórico de la Azul y Blanco sobre “la Selecta”. Desde el distante 1941 donde El Salvador, en partido amistoso, “masacró” 8-0 a Nicaragua, hasta este miércoles 16 de noviembre de 2022, los pinoleros no habían podido vencer a los “guanacos” en 20 partidos disputados.

De esta manera, a pesar de haber caído con los chapines en el último partido del 2022, los nicaragüenses pueden confiar en lo que la Azul y Blanco puede llegar a hacer en los años venideros; sobre todo si se tiene pensado clasificar a la gesta mundialista del 2026 que será albergada en Estados Unidos, México y Canadá.

La derrota contra Guatemala es solamente la confirmación de que la perfección no existe, y que en el camino puede haber piedras, pero lo que importa es no detenerse y seguir adelante.

Te podría interesar